SOY CULPABLE

VITAL. Canto a la vida

Concierto recital de la cantautora berciana, Cristina Montes y el Premio Nacional de Poesía Viva 2019, Miguel Sánchez Santamaría. Inauguración de la exposición VITAL en La Peregrina. (Sahagún)

VITAL

VITAL
Decía Buda que sólo hay dos errores que se cometen en el camino a la verdad: No empezar y no llegar hasta el final. Y para llegar hasta el final lo que se requiere es voluntad, esa fuerza motriz, según Einstein, más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica.
A menudo olvidamos que nuestra felicidad depende de nuestra disposición mental y no de nuestras circunstancias. Es imposible elegir las últimas, pero está en nuestra mano decidir qué hacemos con ellas. Si bien es verdad que el destino baraja las cartas, según Schopenhauer, no es menos cierto que somos nosotros los que las jugamos. Y para jugar bien, la esperanza, inherente a la condición humana, es indispensable.
La vida es simple, pero insistimos en hacerla complicada, aseveraba Confucio, quizás porque en lugar de comprender lo que somos, vivimos persiguiendo y sufriendo por aquello que deberíamos ser. Y es que el hombre sólo es capaz de realizarse cuando cree en ello, ya que no hay nada que nos limite tanto como nuestros pensamientos. Nos sentimos fuertes cuando somos amados profundamente, pero tan solo cuando amamos de verdad, somos valientes y capaces de enfrentarnos a la adversidad.
La vida es un continuo cambio. Un momento, afirmaba Buda, puede cambiar un día, un día cambiar una vida y una vida cambiar el mundo. Discernir lo vital de lo superfluo es imprescindible para nuestro crecimiento y encontrar el verdadero propósito de nuestra existencia. La libertad, según Platon, consiste en ser dueños de nuestra propia vida, que siempre debe ser comprendida mirando al pasado y vivida con la retina en el futuro.
Para un músico es vital la música, para un escritor escribir, para una atleta, correr, para un aviador, volar…Pero para todos y cada uno de nosotros, el mundo es la suma total de nuestras posibilidades vitales, afirmaba Ortega y Gasset.
VITAL, exposición de treinta cuadros de pequeño y gran formato, está integrada por obras abstractas realizadas en esmaltes, trabajados con espátula sobre materiales plásticos. Se presenta como un canto a la vida, invitando a vivirla y disfrutarla al máximo, conscientes de que no es lo mismo vivir que existir. Lo importante no es lo que hacemos, sino, cómo lo hacemos. Un hombre con coraje puede arriesgar su vida hasta la muerte, pero un hombre que se arriesga a vivir, no a sobrevivir, es un hombre con coraje, voluntad y amor a la vida, capaz de desarrollar su creatividad para comulgar con ella.
Amor, coraje y voluntad deben ser las cualidades de los educadores porque, como afirmaba Jean Piaget, el objetivo de la educación en las escuelas debe ser la creación de hombres y mujeres capaces de hacer cosas nuevas no simplemente repetir lo que otras generaciones han hecho, hombres y mujeres creativos, inventivos y descubridores, que pueden ser críticos y verificar y no aceptar todo lo que se ofrece.
La educación es VITAL, no sólo para el desarrollo del ser humano, sino también para la evolución de cualquier país. Y es que la verdadera grandeza, que diría Charles Dikens, consiste en hacer que todos se sientan grandes.

Ana Cristina Pastrana.

←Older